Remarketing: la publicidad que te sigue.

remarketing

 

Muchas veces habrás estado navegando por la red, buscando productos para comprarte en Amazon, visitando tiendas online, en busca de un disco, gafas de sol o una fuente de alimentación para tu ordenador sin llegar a comprarlos. Y después, al abrir el navegador, ese producto en cuestión está ahí, lo ves por todos los lados, te persigue.

Atención: si ves esos productos por todos los sitios web por donde navegas, no es que estés obsesionado y lo veas hasta en sueños (que puede ser también), no eres tú solo, estas siendo perseguido por el Remarketing “la publicidad que te sigue”.

El remarketing es un método de publicidad, aunque ya no es nuevo, es novedoso e interesante. Este sistema funciona solo con las personas que ya han visitado una página web y les ha dejado una cookie en su ordenador. A raíz de esa cookie que ha guardado gustos y preferencias, te mostrarán publicidad a partir de algún producto del que estuvieses interesado en ese momento. Pero si entras desde otro ordenador o borras las cookies de tu navegador, el remarketing te dejará de seguir y a partir de ese momento te mostrara anuncios más genéricos hasta que vuelvas a entrar en una página en la que te dejen otra vez las cookies.

Remaketing

Hay tres tipos de remarketing que quiero contar muy brevemente ya que son muy parecidos.

Remarketing dinámico: Solo te muestran la publicidad de lo que realmente has visto, no te muestra todo el catálogo (si miraste las gafas de espejo, solo te mostrará las gafas de espejo).

Remarketing de display:  En esta ocasión va dirigido a la publicidad en banners y en display. Estos anuncios los creas tú anteriormente, no son automáticos como en el remarketing dinámico.

Remarketing de búsqueda: Este tipo de anuncios se mostrarán solo desde el motor de búsqueda.

El remarketing no es una herramienta cara, todo depende de lo que  quieras invertir, al ser normalmente CPC (coste por clic) el dinero será el que tú quieras empeñar en ello. Pero en definitiva es una herramienta muy buena ya que tiene un ROI (retorno de la inversión) que suele ser bastante alto.

Como punto negativo es que si atosigas mucho a la gente con este sistema (y con cualquier otro también…) te puede salir caro, porque te tildarán de pesado y acabará siendo negativo (hay que anunciarse pero no ser un intruso).

¿Y a ti, te parece tan interesante como a nosotros el remarketing? ¿Qué le cambiarías? ¿Lo utilizas?

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *